Home » User account » Redmediosdigital » Noticia » Administración de Empresas: una disciplina transversal para el desarrollo de la sociedad
Wed, 10/14/2020 - 07:50

Administración de Empresas: una disciplina transversal para el desarrollo de la sociedad

Administración de Empresas: una disciplina transversal para el desarrollo de la sociedad

Para constituir una empresa es necesario contar con la capacidad de asumir los retos y diseñar estrategias innovadoras que permitan conseguir las metas y que estén encaminadas hacia la construcción de sociedades sostenibles. La formación de ciudadanos éticos y con habilidades para entender los desafíos del mundo, se vuelve una tarea esencial para el desarrollo de proyectos exitosos y socialmente responsables.

La facultad de Administración de Empresas de la Universidad Santo Tomás ha orientado sus esfuerzos en la formación de estudiantes con competencias que contribuyan al desarrollo de empresas sostenibles y ambientalmente amigables. Según el decano del programa, Mauricio Novoa Campos, es de vital importancia que desde la academia se ponga en práctica lo aprendido en la teoría: “cuando no hay una articulación con el sector real y me quedo en la teoría, el estudiante no tiene la posibilidad de abrir ese espectro y conocer qué le sirve para a, b o c”.

En diálogo con kienyke.com el Decano explicó que es importante que el administrador de empresas tenga el nivel de adaptación a partir de la comprensión de su contexto, “es decir cómo yo me comprendo en donde estoy, cómo me relaciono, y cómo logro aprovechar ese contexto”, una premisa que se ha inculcado a los administradores ‘tomasinos’.

En Colombia, algunas microempresas tienen fragilidades en aspectos administrativos debido a la estructura organizacional que se presenta en el país. “Algunas empresas familiares, a pesar de haber evolucionado en el tiempo y de tener una serie de herramientas disponibles, no han evolucionado a la misma velocidad, y desde esa perspectiva, no pueden sobrevivir en el medio”, precisó el administrador.

Actualmente, varias compañías han logrado salir adelante ante el auge de las nuevas tecnologías, que les han permitido ampliar sus horizontes y comunicarse con otros mercados. “Antes el relacionamiento con los stakeholders no superaba sus proveedores, sus procesos y sus clientes, hoy funciona de manera similar pero enriquecida desde parámetros de globalización y del mercado. Las organizaciones van cambiando de manera directa con su contexto, sus recursos y con todo lo que le facilita su vida organizacional”, precisó el decano Mauricio Novoa Campos.

Para crear estrategias innovadoras, que brinden soluciones a las necesidades del contexto, es importante contar con profesionales que tengan valores éticos y pensamiento crítico a la hora de tomar decisiones.

“Apostarle a la responsabilidad social tiene un costo porque requiere de unas dinámicas particulares, (…) hay una confusión entre el gasto y la inversión. Cuando yo veo esas apuestas de responsabilidad social en términos de gasto el precio será menor, así que tiene que existir desde las áreas estratégicas de las organizaciones ese compromiso con las políticas de responsabilidad social”.

La voz de la experiencia

El papel de los administradores de empresas se destaca hoy más que nunca. Desde su formación tienen la oportunidad de crear compañías, llevarlas al éxito y a su vez, aportar a la construcción de sociedad, con acciones responsables que denoten un compromiso con la sociedad y el medio ambientes.

Jeison Alfonso Roa es uno de los tomasinos que desde su cargo como gerente general de una empresa de equipos médicos, ha logrado reflejar los valores inculcados en la Universidad. “El sello de la Universidad es esa búsqueda del equilibrio entre la parte económica, en el caso de administración de empresas, y la parte del desarrollo de las personas. El tomasino está muy enfocado hacia el humanismo”.

Así mismo, el enfoque humanista de la Institución llamó la atención de la egresada en 2015 y hoy emprendedora Jeimy Lorena Rojas quien tiene un proyecto de glamping en San Francisco, Cundinamarca y agradece el capital humano que tiene la Universidad,

“Eso me incentivó a emprender, tener una empresa y arriesgarme en todo este tema de la innovación, que precisamente es uno de los pilares con los que cuenta la facultad”.

Uno de los sellos que identifica a la Institución son las herramientas de formación en emprendimiento y la orientación hacia el aprendizaje continuo. “El estudiante de la Santo Tomás siempre está dispuesto a aprender y en ese sentido es muy noble”, expresó Jeimy Paola.

Para ambos es grato pertenecer a una Universidad con trayectoria, así lo afirma Jeison Roa, “me gusta decir que soy tomasino porque es una Universidad con más de 400 años de historia. Es un orgullo”.

Crédito: Red Medios Digital

Compartelo en:
advertising